AgrandarReducirReiniciar
Portada arrow Entrevistas arrow XESCA VIDAL. Experta en comunicación pública

Sindicación

Suscribete a la revista...

Advertisement
XESCA VIDAL. Experta en comunicación pública PDF Imprimir E-Mail

“Los responsables de la educación deberían pensar cómo introducir la oratoria en el sistema educativo español”

 

xesca_interior.jpg

La Doctora en Ciencias de la Información y experta en comunicación pública, Xesca Vidal, ofreció en la ULPGC una conferencia titulada “Técnicas de Comunicación Verbal”, en el marco de la Sociedad de Debate que impulsa que el Consejo Social de la ULPGC.

 

1. Creo que estamos de acuerdo en que es tan importante la comunicación verbal como la no verbal, ¿no?

Es fundamental tener una concepción de comunicación global en todos los ámbitos de nuestra vida… La comunicación verbal y la no verbal son complementarias. En primer lugar me gusta dejar claro siempre que lo importante, sin duda, son los contenidos. Ahora bien, unos contenidos expresados de una forma u otra pueden variar sustancialmente. La ansiedad, la expresión oral, la gesticulación corporal de la persona que está en el uso de la palabra, pueden transformar los contenidos hasta su esencia, empequeñecerlos o engrandecerlos. Los estudiosos de la comunicación de la prestigiosa Escuela Norteamericana de Palo Alto, tras investigar los resultados de la comunicación verbal, llegaron a determinar que hablando en directo con otra, u otras personas, la palabra tiene un valor del 50% y todo aquello que la acompaña, la comunicación no verbal y los usos de la voz, suman un valor, también, del 50%. De ahí que se hable de la comunicación global. Una y otra son indisociables. Y algo aún más sorprendente, investigado por ellos mismos, reside en que que si la comunicación se produce a través de un medio audiovisual, como por ejemplo la televisión, la palabra pasa a tener tan solo un peso del 20%. El restante 80%, el que determina exactamente su sentido, está en la mirada, el movimiento corporal, la gestualidad de la cara, el tono de voz, la vocalización, la enfatización, la vestimenta, el peinado, la escenografía y el estado de ánimo que percibe el espectador. Si hay algún incrédulo respecto a estas palabras, debería pensar en lo que se percibe en una película del cine mudo. No hay palabras y entendemos a la perfección la historia que nos narran con imágenes.

 

2. En general, ¿no cree que en España estamos poco formados para comunicarnos en el mundo laboral, o para hablar en público?

Tiene toda la razón. Aquí hay muy pocas personas que hayan tenido la oportunidad de aprender y ejercitar las técnicas de comunicación verbal y no verbal. Cuando alguien se ve obligado a dar una conferencia, dirigir una reunión, presentar un panel, hacer una exposición ante una clase, unos amigos o un tribunal, prepara a fondo “lo que va a decir”, pero no considera nada más. El resultado es que solo ha preparado un 50% de su intervención. El otro 50% lo deja a la improvisación. Y no hay nada que no deba ser previsto. Se deben prever, incluso, los posibles imprevistos. Eso es un hándicap. Incluso alguien que se presenta a una oposición recita hasta la saciedad los temas, pero solo le importa apurar el tiempo señalado. No aprenden en muchas ocasiones, ni tan siquiera, a vocalizar. Hablan rápido y rápido y más rápido, generándose ellos mismos una ansiedad indescriptible porque no tienen tiempo apenas para hacer pausas correctamente y respirar con naturalidad. Aprendiendo como construir la intervención y diciendo frases breves su avance sería grandioso y el autocontrol de “sus nervios”, espectacular.

 

3. La formación universitaria está empezando a preocuparse en España, y en Europa en general, de esta formación en comunicación, no solo en la formación académica y técnica, sino potenciando habilidades como la comunicación oral. Sin embargo, en España seguimos muy distantes de otros países como los anglosajones, ¿no cree?

Las universidades están avanzando pasito a pasito y sin retroceso en este ámbito, pero queda un larguísimo camino por recorrer. La actividad que está “enganchando” a muchos jóvenes universitarios son las ligas de debate, muchas de ellas, interuniversitarias. En estos momentos hay al menos 28 ligas que yo conozca. Ahora bien, en estos debates participan tan solo unos pocos universitarios que, además, ya están interesados por la oratoria. No existe una obligatoriedad de aprender las técnicas de comunicación y practicarlas a lo largo de sus estudios. Y lo que aún es peor: a los profesores no se les exige conocimiento alguno en esta materia. Solo se les exige cumplir un programa, un temario. Volvemos a encontrarnos en la situación que comentábamos anteriormente. Si ellos aprendiesen comunicación verbal y no verbal, la calidad de la enseñanza universitaria y no universitaria obtendría mejores resultados y ellos podrían enseñar a sus alumnos. Los responsables de la educación en nuestro país, deberían pensar estratégicamente en la oratoria y proyectar cómo introducirla en el sistema educativo español. Si miramos hacia el resto de Europa y del mundo vemos cómo en Alemania, en Francia, en los países nórdicos y en los países en los que está implantado el sistema educativo anglosajón, no hay un alumno que no aprenda oratoria. Todos los estudiantes entran en el mercado laboral practicando las técnicas oratorias desde la infancia. En España llevamos muchos años de retraso respecto a nuestros vecinos. Tenemos un problema en este aspecto y deberíamos sentirnos obligados a revertir la situación.

 

4. ¿Qué opinión le merece la iniciativa que se ha puesto en marcha en la ULPGC, la Sociedad de Debate, en la que creemos que somos universidad pionera en España?

Es una muy buena iniciativa. Hace unos días les felicitaba por haberla llevado a cabo, especialmente por combinar actividades de formación, con práctica periódica. Me sorprendió comprobar la cantidad de personas, jóvenes y no tan jóvenes, que participan en las actividades programadas. Ojalá muchas universidades sigan los pasos dados por la ULPGC, organicen sociedades de debate y consigan audiencias como las suyas.

 

5. ¿Qué ventajas adquiere un egresado o titulado universitario, en el mercado laboral, un estudiante que se forma en habilidades como la oratoria o de comunicación verbal y no verbal?

Le voy a contestar con un ejemplo. Basta ver los puestos de trabajo a los que han accedido los universitarios españoles que han asistido a ligas de debate nacionales e internacionales y han obtenido buenas calificaciones en esas ligas. La comunicación cada día es más considerada por la empresa privada, las grandes empresas y las pequeñas, desde la restauración a las ingenierías pasando por todas las entidades que tienen que trabajar con clientes. Y aún hay más, en cualquier empresa se prima saber trabajar en equipo y la cohesión de un equipo depende de la buena comunicación de sus integrantes. Los jóvenes deben aprender varias lenguas y deben saber expresarse correctamente en todas ellas. Por cierto…. las personas bilingües desde temprana edad, modifican su comunicación no verbal al tiempo que modifican la lengua utilizada.

 
< Anterior   Siguiente >
 

Últimas noticias

ULPGC en imágenes

Encuesta

¿Crees que las microalgas aparecidas en playas son perjudiciales para el ser humano?
 
Advertisement